Los extranjerismos y el francés

Los extranjerismos y el francés

Publicado el 20.09.2018, de Alexandra | Categoría Consejos para aprender francés

Seguro que ya sabrás que los franceses usan muchas palabras extranjeras y que, igualmente, otras lenguas cuentan con vocablos franceses. También sabrás que la lengua de Molière tiene su principal origen en el latín y el griego. De hecho, toda lengua se hace con términos que ya existen en otro idioma, y los utiliza tal cual o los modifica. Los expertos llaman a esto un «préstamo lingüístico». A lo largo de la Historia los conflictos, el comercio y las épocas de colonización han facilitado de este modo el intercambio de palabras.

¿Cómo se integran estas palabras?

Para integrar una palabra en una lengua existen varias posibilidades, una de las cuales consiste en tomar prestada directamente la palabra o modificar ligeramente su ortografía o pronunciación. ¿Te habías dado cuenta de que palabras como clown, cowboy o square no se pronuncian igual en inglés que en francés? Los franceses pronuncian [klun], [kɔbɔj] y [skwaʁ]. En cuanto a zoo, se puede decir [zo] o [zo.o].

¡Es difícil identificarlas cuando se aprende francés! En los plurales, la ortografía francesa puede tolerar la forma inglesa (aunque de todas formas es mejor formar el plural con solo una S). Otra forma de integración es calcar una palabra o expresión, es decir, realizar una traducción literal. Los de Quebec, por ejemplo, utilizan la preciosa expresión tomber en amour (caer en amor) para traducir to fall in love. Qué romántico, ¿verdad?

Palabras de varios orígenes

Si quieres conocer todas las lenguas que han enriquecido el francés te advierto que la lista es larga… ¡Los expertos dicen que son más de noventa! Encontramos palabras de origen alemán (nickel, ozone, plexiglas,…), español (paella, matador, patio,…), italiano (graffiti, soprano,…), etc.

Pero, ¿sabías que en esa lista hay lenguas totalmente inesperadas? Por ejemplo, la palabra anorak viene del inuit (¡sí,sí!) lama del tibetano y pyjama del persa.

¿Y las palabras inglesas?

En cuanto al inglés, te preguntarás si es positivo utilizar algunas palabras de la legua de Shakespeare al practicar francés. En otras palabras: ¿debemos sustituir «week-end» por «fin de semaine» (fin de semana)? ¿Por qué tendríamos que eliminar palabras tan habituales como steak, shampooing, wagon ou smartphone? De hecho, algunos anglicismos no están justificados si en francés existe un equivalente.

Por ello, mejor decir surmenage que burn-out y faire une pause (hacer una pausa) en vez de un break.

Publicado el 20.09.2018, de Alexandra | Categoría Consejos para aprender francés
CIA